Beneficios del Plasma Rico en Factores de Crecimiento en Odontología.

Hoy en día es posible potenciar la capacidad del cuerpo humano para curarse a sí mismo. Gracias al plasma rico en factores de crecimiento  se consigue un proceso de regeneración de tejidos y una cicatrización más rápida y con menos molestias. Este potencial reparador está muy presente en diferentes campos de la medicina (oftalmología, traumatología, dermatología..) pero quizá es más reconocido en la medicina deportiva donde se emplea para lesiones de piel, tendones, músculos, articulaciones, hueso, etc..

 

 

Podemos definir el plasma rico en factores de crecimiento como un plasma 100% autólogo enriquecido en plaquetas cuya aplicación en zonas dañadas permite acelerar la regeneración del tejido sin efectos secundarios.

 

PROCESO DE OBTENCIÓN DEL PLASMA  

La obtención del plasma rico en factores de crecimiento es sencilla, se realiza en la consulta justo antes de la cirugía con implantes (u otro tipo de tratamiento que lo requiera). El proceso es el siguiente: primero se extrae una cantidad de sangre al paciente y se centrifuga. Posteriormente se retira de la muestra el plasma que tiene un alto contenido en plaquetas y se coloca en el lecho del implante. En un principio se forma un coágulo que permite la revascularización de la zona y acelera el proceso de cicatrización gracias a los factores de crecimiento que posee, que provocan en las células la respuesta de reproducción, movilización y reparación del tejido en el que se encuentran.

 

Por tanto, podemos afirmar que el PRGF nos permite sustituir el tejido dañado por uno nuevo o regenerado de forma natural ya que es el propio cuerpo el que lo produce, y además de forma más rápida y de mejor calidad estimulando la cicatrización de la zona.   

El uso de PRGF, al ser un material autólogo,  es totalmente biocompatible sin producir respuestas alérgicas ni factores adversos.

BENEFICIOS DEL PLASMA

Esta técnica es cada vez más usada en la odontología por los BENEFICIOS que aporta, entre los cuales se encuentran:

  • A la hora de realizar un tratamiento con implantes dentales, con el plasma conseguimos acelerar la integración del implante al hueso.
  • Los implantes humectados con plasma tienen mayor estabilidad.
  • Disminuye la inflamación y el dolor. Mejora el postoperatorio.
  • Reduce el riesgo de complicaciones postquirúrgicas.
  • Mejora la salud de los tejidos afectados.

 

 

“El plasma rico en factores de crecimiento nos permite colocar implantes en zonas donde antes habría sido imposible por falta de hueso”.

 

¿COMO Y CUANDO se aplica esta técnica?

  • Cirugía oral: Sin duda el campo de la odontología donde más beneficios obtenemos del plasma rico en factores de crecimiento es en la cirugía oral y la implantología.
  • Implantes dentales: El PRGF nos ayuda a resolver diferentes y complejas situaciones clínicas. Por ejemplo, se usará para humectar la superficie del implante y así reducir el tiempo de integración al hueso.
  • Casos complejos por falta de hueso: Se empleará en forma de gel para recuperar el hueso perdido después de una extracción dental o de una cirugía, e incluso puede usarse para regenerar nuevo hueso en casos complejos.
  • Periodoncia: Dentro de la periodoncia nos aporta beneficios en la cirugía mucogingival.
  • Osteonecrosis: Y  los últimos estudios sobre el plasma rico en factores de crecimiento aportan muy buenos resultados en los tratamientos de osteonecrosis por bifosfonatos.

 

En conclusión, el plasma rico en factores de crecimiento es una herramienta que nos aporta grandes beneficios en diferentes campos de la odontología, sobre todo en los casos complejos de implantes dentales. Si vives una situación de dificultad para realizarte implantes dentales o tienes cualquier duda sobre esta novedosa técnica, ponte en contacto con nosotros; estaremos encantados de responder todas tus preguntas.

Esperamos que este artículo os haya servido de ayuda, un saludo desde Clínica Isla.